Menu
RSS

waldo bioWaldo González López (Las Tunas, Cuba, 1946)

Poeta, ensayista crítico teatral y literario, periodista cultural. Graduado en la Escuela Nacional de Teatro (ENAT) y Licenciado en Literatura Hispanoamericana (Universidad de La Habana). Autor de 20 poemarios,  6 libros de ensayo y crítica literaria, varias antologías de poesía y teatro. Desde su arribo a Miami (2011), ha sido ponente y jurado en eventos teatrales y literarios internacionales. Merecedor de 3er. Premio de Poesía en el X Concurso “Lincoln-Martí” 2012. Colaborador de las webs: teatroenmiami.com (Miami) y Encuentro de la Cultura Cubana (España), Boletín de la Academia Norteamericana de la Lengua Española (New York), y los blogs OtroLunes (Alemania), Palabra Abierta (California), Gaspar. El Lugareño, y el diario digital El Correo de Cuba (ambos en Miami).

celosPor Waldo González López – www.TeatroenMiami.com

Tal es el título de la vieja canción del destacado compositor puertorriqueño Rafael Hernández, pero el conflictivo tema es también el de la más reciente propuesta de la Sala Catarsis —hermana menor del Teatro Trail—, donde, con un elenco de excelentes actores, se estrenó el pasado sábado y promete ser desde entonces —por sus rasgos distintivos de valiosa comedia— lo que aconteció esa noche: un genuino éxito.

   Escrita y dirigida por una canónica figura de la escena miamense desde los ‘60s: Zully Montero, en la puesta figuran tres nombres cuya sola mención evoca momentos decisivos de las tablas en la ciudad: Martha Picanes, Grettel Trujillo y Gerardo Riverón, a los que se aúnan dos relevantes actrices: la colombiana Danly Arango y la camaleónica actriz también cubana Mariela Brito. 

   Antes de continuar, anoto: hay piezas que, por su factura, necesitan un complejo sostén escenográfico y luminotécnico, si bien, generalmente, ya esa no es la media en el teatro contemporáneo; pero otras obras se sustentan en las interpretaciones, verdadero pivote de la escena. A tal fin, se valen de destacados y experimentados intérpretes: tal es el caso de la comedia Celos.

   A partir de tres breves historias, cuyos sencillos y divertidos conflictos convencen por la valiosa factura dramatúrgica, en el más reciente estreno de Catarsis, el elenco logra el empeño de la dramaturga y directora, como el disfrute de los espectadores, cuyas carcajadas en ocasiones no permiten escuchar a los no menos divertidos personajes, trazados con acierto por la hasta ahora inédita comediógrafa Zully Montero.

   En la primera historia, la acción la desarrollan tres personajes: Grettel Trujillo (la esposa) y Gerardo (Máximo de la Torre) en dos espacios: la consulta de la siquiatra (donde monologa la pareja ante los espectadores) y el restaurante “Delicias de Miami”, atendido por la multioficio: dueña, cocinera y mesera colombiana (Danly Arango).

   A partir de la singular tríada, Zully arma la sencilla pero eficiente trama, cuyo centro radica en el machista Maximiliano, quien, ‘disparador’ de toda mujer, piensa, en consonancia con su actitud, que su esposa actúa igual que él: eterno celoso. Así, mientras esperan ser atendidos en el restaurante, cela a su mujer del comensal sentado en una mesa vecina; pero cuando ella va al baño, él intenta conquistar a la multioficio colombiana; mas, ella desdeña su torpe actitud, ya que Maximiano ignora que la propia mesera le ha aconsejado a su esposa que abandone al insoportable esposo, lo que finalmente…

   La segunda historia trata de Victoria (Martha Picanes), a quien su marido ha abandonado y ahora recibe la inesperada visita de su hermana (Grettel Trujillo), quien desde joven la envidiaba y, como represalia, se ha acostado con todos sus maridos. Desde este instante, sucederán inesperadas contrariedades en las que está involucrada Teresa (Mariela Brito), una hermana que vive en Cuba…

   Con tintes de buñuelesco humor negro y riqueza sicológica, la autora habría podido desarrollar esta historia como pieza independiente y de mayor extensión, pero, al parecer, prefirió dejarla breve e incluirla en su deliciosa tríada. Tal observación no obsta que esta sea otra acertada pieza del conjunto.

   Por fin, la tercera historia posee dos méritos: un tono farsesco y aire de comedia de enredos. Tras mantener durante años su matrimonio con Clotilde (Martha Picanes), Daniel Montalbán o “Dany” (Gerardo Riverón), desde su salida del closet, vive con la cantante travesti Adela (Danly Arango), quien odia a su ex esposa. La hija de Clotilde y Daniel/Dany ha anunciado una visita a sus padres para presentarle a su nueva relación, con la que se casará. Al llegar al hogar de la hoy no tan rara pareja, los padres tendrán una inesperada sorpresa, pues la nueva relación de la hija es…

   No digo más, ciberlectores. Si quieren conocer los inesperados finales de estas divertidas historias, no se pierda Celos, con la que, como los espectadores durante la noche de estreno, se divertirán, reirán… y reflexionarán en los inéditos acontecimientos de la vida actual, cuando muchas cosas han cambiado.           

Libros en AMAZON.COM - TEATRO

Ultimas Noticias

Noticias de Miami

Noticias Culturales

Síguenos