Menu
RSS

El texto ha sido inteligentemente trabajado por Sandra Gracía, logrando una propuesta concisa, apenas una hora, donde toda la problemática planteada por Pirandello está recogida con precisión.

Por Luis de la Paz (Diario Las Américas)

Escrita y estrenada en 1917 Así es, si así os parece, del Premio Nobel de Literatura 1934, Lougi Pirandello (1867-1936), tuvo un rotundo éxito en su época. Del Teatro Olympia de Milán pasó rápidamente a la Comédie Française y luego alcanzó escenarios en casi todo el mundo.

Photo by Cristobal HerreraEn Miami, donde hoy la presenta Teatro en Miami Studio, tuvo un estreno a mediados de 1999, en el desaparecido Teatro Candilejas, bajo la dirección de Humberto Rossenfeld.

La obra es un divertimento. Pirandello había escrito una pieza original (desde luego, en su tiempo, hoy está un poco desfasada, aunque mantiene su mensaje central). Cargada de situaciones humorísticas y satíricas, la obra presenta a una pareja que despierta la curiosidad de los habitantes de una pequeña localidad. El matrimonio vive encerrado, se le ve poco y casi no tiene contacto con el exterior, lo que desata especulaciones, chismes y el deseo de los pobladores de saber la verdad que ocultan. Y ahí radica la trama de Así es, si así os parece, en dilucidar cuál es la verdad, o la verdad posible, o la verdad que se quiere que sea.

La puesta en Teatro en Miami Studio, bajo la dirección de Ernesto García, es como ya estamos acostumbrados con las producciones de esta institución, renovadora, en este caso, “una versión libre y apócrifa” de Sandra García, quien también interviene en la obra como la Señora Frola, la suegra de la misteriosa mujer encerrada. Al texto se le añadieron canciones compuestas por Ernesto García, como la que repite en su estribillo: “blanco, negro, dónde está la verdad”, y una escenografía a tono, imprimiéndole un aire fresco a la farsa.

El texto ha sido inteligentemente trabajado por Sandra, logrando una propuesta concisa, apenas una hora, donde toda la problemática planteada por Pirandello está recogida con precisión, pero obviando lo redundante.

El elenco funciona con armonía. Ese es uno de los logros de Teatro en Miami, que además de sala de teatro es escuela, donde se forman actores. Los desniveles que se advertían en el pasado, en su mayoría, van siendo superados. Para esta puesta en particular, hay que añadir, el elenco cobra fuerza con la participación de Leandro Peraza y Alain Casalla, este último, en su primera incursión teatral desde que llegó de Cuba a Miami, que le imprimen a la puesta frescura y experiencia.

Laudisi es el personaje que encarna Peraza, haciendo la función de narrador y conductor de lo que acontece. Poseedor de una voz distinguida y perfecta dicción, consigue una interpretación convincente, aunque la resonante risa que maneja resulta desafortunada. Para esgrimir los recursos de una farsa no hay que reír estruendosamente, eso queda para la época en que Pirandello escribió su obra, no para una versión moderna como la que está presentando TEM.

Los personajes del pueblo, Amelia, interpretado por Ivette Kellems, Diana, por Marcia Stadler y la Señora Sirelli, que encarna Anniamary Martínez, resultan adecuados para crear la atmósfera de intrigas, que demanda el texto. Los comentarios, el cuchicheo, la inquietud que rodean a estos personajes, están trabajados con modesta sobriedad.

La puesta cobra vuelo al aparecer en escena Sandra García, una verdadera Señora Actriz, como la Señora Frola, que es la sufrida madre que no ve a su hija. Las situaciones comienzan a esclarecerse (¿o a complicarse?), cuando ella cuenta su historia y sus lamentos. Otro vuelco ocurre cuando el Sr. Ponza, que interpreta el cada día más renovado actor Christian Ocón, da su versión de los hechos. En resumidas cuentas, como bien expresa la misteriosa Sra. Ponza, breve intervención de Nirma Necuze al final de la obra: “yo soy aquella que se me cree”.

Así es, si así os parece (con subtítulos en inglés), se presenta los viernes y sábados, a las 8:30 de la noche, en Teatro en Miami Studio, 2500 SW Calle 8, Miami. Reservaciones en el teléfono (305) 551-7473

 

Culturales

Locales

TEMS en la Web